Translate

miércoles, 1 de enero de 2014

COMO USAR LA PSICOLOGIA POSITIVA PARA MEJORAR TU ESTADO DE ÁNIMO. Ana Muñoz



La psicología positiva se centra en el estudio de las fortalezas humanas, nuestros puntos fuertes, aquello que nos hace ser felices y emocionalmente sanos y equilibrados. Por ejemplo, desde el punto de vista de la psicología positiva, en vez de preguntarte "¿qué puedo hacer para dejar de estar deprimido?", te preguntarías "¿qué puedo hacer para sentirme feliz o para tener una vida más satisfactoria?"
Si deseas utilizar la psicología positiva para salir de una depresión o un estado de abatimiento, apatía, o tristeza, puedes hacer lo siguiente:
1. Adopta un punto de vista optimista. No pienses que si algo puede salir mal, saldrá mal; piensa que si no hay motivos para pensar que saldrá mal, es preferible pensar que saldrá bien. Piensa que las malas rachas no duran para siempre, céntrate en las áreas de tu vida que funcionan bien, ten siempre presentes tus cualidades positivas y tus virtudes, en vez de recordarte siempre tus propios defectos.
2. Crea metas positivas. Proponte ser mejor de lo que eres y cultiva cualidades positivas, como esperanza, gratitud, amabilidad, curiosidad, optimismo, creatividad,perseverancia. Es decir, céntrate en desarrollar tus fortalezas en vez de tratar de arreglar tus debilidades o quejarte por tenerlas.
Crea también metas positivas para mejorar tu vida en general, tus relaciones con los demás, tu trabajo o lo que desees mejorar o cambiar en tu vida. Por ejemplo, proponte conocer gente nueva, apuntarte a algún curso, ir a un gimnasio, formar parte de una ONG, etc. Olvídate por completo de las cosas malas de las que deseas librarte y piensa tan solo en las cosas buenas que deseas alcanzar.


3. Mantén relaciones positivas. Busca la compañía de personas que te hagan sentir bien, que te acepten como eres, con quienes sea fácil relacionarse y te aprecien. Responde de forma positiva a lo que te digan los demás: alégrate de sus éxitos o su buena suerte y de que compartan sus buenas noticias contigo. Aprende a perdonar y a dejar en el pasado los agravios del pasado. Expresa gratitud a los demás y a la vida en general cuando te sucedan cosas por las que puedes estar agradecido. Desarrolla la autenticidad e integridad personalmente y en tu relación con los demás.
4. Acepta la vida tal y como es, con lo bueno y lo malo. Trata de cambiar lo que deseas y puedas cambiar, pero acepta el presente tal y como es.

7. Disfruta de las experiencias y emociones positivas. Identifica las cosas con las que disfrutas y ve a por ellas. Cuando estés viviendo una experiencia positiva disfrútala sin cuestionarla, sin pensar en el futuro o el pasado, sino tan solo en lo que estás viviendo y sintiendo en cada instante, sin ponerte a pensar que se va a acabar o si vendrá algo malo después. Tan solo vive el momento y disfrútalo plenamente.
8. Cultiva la esperanza. Tener esperanza significa creer que puedes alcanzar aquello que deseas, y es una de las cosas más valiosas que puedes tener en la vida, pues te hace fuerte, te ayuda a superar los malos momentos, te hace seguir adelante cuando parece que no puedes más, te da fuerzas para luchar y te aporta una sensación de calidez interior y felicidad. Sigue el enlace anterior para sabe cómo aumentar la esperanza.